Ford anunció en conjunto con las autoridades del condado de Miami, Estados Unidos, el lanzamiento de las primeras operaciones comerciales de vehículos de conducción autónoma, que tendrá como objetivo probar el modelo de negocio y recabar datos de experiencia del cliente que ayudarán a comprender esta tecnología con vistas hacia 2021. Según Inrix Global Traffic Scorecard, empresa dedicada a brindar soluciones de movilidad presente en 38 países, Miami fue incluida en la lista como la décima ciudad más congestionada del mundo –y la quinta de los Estados Unidos- y constituye el escenario ideal para comprender la experiencia del consumidor con el servicio de vehículos autónomos.

En esta primera etapa, se incluirán programas piloto durante todo el año con los socios de Ford, Domino ́s Pizza y Postmates que arrojarán los datos que ayudarán a expandir el servicio. Además, el alcalde del condado de Miami, Carlos Gimenez y su equipo, están a la vanguardia en la utilización de tecnología innovadora para mejorar la vida de sus residentes. El aporte de ellos fue indispensable para comprender los desafíos y oportunidades en la zona. La prueba consistirá en el funcionamiento de dos vehículos que girarán en el centro de Miami y en el área de Miami Beach, y la investigación incluirá tanto el comportamiento de los vehículos autónomos en las calles, como el software que permite la conducción autónoma que está liderado por Argo Al.

En esta última compañía, Ford realizó en 2017 una inversión de USD 1.000 millones para desarrollar un sistema de conducción virtual para los vehículos autónomos. Las pruebas – de transporte a demanda y de delivery- serán por separado con el fin de que ambas partes estén completamente desarrolladas y maduras hacia el 2021.